miércoles, 15 de agosto de 2007

Aún nos falta pero está La Marquesina




Todavía nos falta mucho para llegar al nivel de Vaya Semanita, queda por saber si los asturianos serían capaces de reírse de sí mismos como los vascos. Pero tamos n'ello.

De momento está la Marquesina, abuela repunante (como se explica hoy en La Voz) y sobre todo parodia del programa Camín de Cantares de Xosé Ambas. Para los que no lo conozcan se trata de uno de los mejores programas del canal autonómico asturiano. En él, Ambas se recorre los pueblos de asturias hablando con muchas paisanas que aún recuerdan muchos cantos populares. La labor de Ambas es un prodigio etnográfico, sabe tratar a las ancianas, con paciencia e infundiéndoles seguridad ante las cámaras. Al final, Ambas reinterpreta alguno de los temas con su grupo. Una gozada.

El caso es que cuando se presentó Camín de Cantares los directores de programación no daban un duro por el programa. En la presentación, mientras se relegaba la emisión a la mañana de los sábados, se llegó a decir que esperaban que "no restarara en vez de sumar" audiciencia. Los pobres tontos se quedaron a cuadros al ver que se trata de uno de los programas de más éxitos pero --cuenta radio macuto-- que lejos de rectificar el comentario fue "no sabía que a los asturinos os gustara tanto el cuchu".

Es decir, el estiercol de vaca. Por cierto, excelente abono y que ha hecho a los asturianos decir en su refranero "Dios y el cuchu pueden munchu, pero puede más el cuchu".


No hay comentarios: