martes, 3 de noviembre de 2009

Like a pimp



Comencé el día casi seguro de que se trataría de una jornada triunfal para Rajoy. Casi, algo me decía que no, pero pensé que yo debía estar equivocado, hasta Público daba por sentado que el presidente del PP se había pulido a Aguirre. Jockin the bitches, slappin de hoes, es uno de los versos de esta versión de Boyz in the hood, (la original es de Eazy-E), genial parodia de Dynamite Hack, que no me quito de la cabeza desde hace días. No hay que perderse el vídeo, esta banda de blanquitos se disfraza de pijo, lleva al pop un letra nigga y gansta a más no poder y cada estrofa cuadra a la perfección con cada plano. Así pensaba yo que terminaría el día y cómo iba a encaminar mi comentario. Vacilando a las putas, azotando (en el culo) a las zorras (creo que se puede traducir así, si me equivoco me corrigen), pero en plan pijo, era la versión que nos estaba vendiendo la totalidad de la prensa nacional sobre el puñetazo en la mesa de Rajoy, el fin del santo Job, la primera derrota de Aguirre.

Bueno, pues esta ho nos ha salido respondona. Cospedal salió anunciar que no habría una próxima vez, y la siguiente llegó sólo horas después de que se cerrara el conciliábulo popular. Aguirre no fue a la reunión, después se quejó de la equidistancia del líder supremo entre víctimas y verdugos. Cospedal quiso vender una imagen de partido sin fisuras, todos unidos de nuevo, monolíticos tal y como siempre les percibió su electorado. Le faltó decir Espejo de lo que somos, para que la cosa tuviera más guasa.

Decir ahora por dónde seguirá la cosa es algo vano, Aguirre es impredecible y Mariano, aunque le guste pensar que es todo lo contrario sigue ganándose el título de pusilánime del año a cada minuto que pasa. No, la cuestión es otra, ¿por qué toda la prensa nacional sin excepción daba por zanjada esta crisis cuando no era así? Pues porque se pretende vender la moto de que se trata de una querella por la dirección de Cajamadrid, y con la opción definitiva por Rato se acababa todo.

Pues no, sigue siendo una guerra muy antigua por ver quién los tiene más puestos --los cojones y los ovarios-- dentro del PP. Y sobre eso, todavía queda mucho por decir.

1 comentario:

Mangeclous dijo...

Algo parecido hicieron Les Inconnus ya en 1990: http://www.youtube.com/watch?v=0uHikQqc4ik.

;)