miércoles, 25 de abril de 2012

La escenificación PPFAC

Finalmente Francisco Álvarez Cascos y Mercedes Fernández escenificaron ayer una ruptura del acuerdo para apoyarse en la votación de investidura en el parlamento asturiano al decir Cherines que optaría a presidir el Principado. El primer objetivo de este desacuerdo es poder marcar quién carga con la culpa de que no haya habido entendimiento y, por eso, todavía hoy ambos dicen que hay posibilidades de volver a encontrarse. Es la lucha a muerte de dos partidos por hacerse con el electorado conservador asturiano y, como en Los Inmortales, solo puede quedar uno.

En principio la cosa se queda así: tres partidos presentarán su candidatura a la presidencia, PSOE (que ya cuenta con el apoyo de IU y juntos sumarán 22 diputados), Foro (con 12) y PP (con 10). La mayoría absoluta en la cámara está en 23 escaños y, salvo que UPyD optara por apoyar a la candidatura socialista en esa primera vuelta habría que pasar a una segunda (que se decidiría por mayoría simple) a la que solo concurren los dos más votados en primera vuelta (previsiblemente Javier Fernández y Francisco Álvarez Cascos). Podría pasar que siguiera el desacuerdo entre PP y FAC y la suma PSOE-IU se bastara por si sola, si el PP decidiera apoyar entonces a FAC se repetiría el empate a 22 votos y entonces sí UPyD sería decisiva o su abstención abocaría a una tercera convocatoria de elecciones. Todo esto, no se olvide, con recursos planteados por FAC al Tribunal Superior de Justicia de Asturias y la amenaza de acudir al Constitucional para anular parte del voto emigrante.

Decía al principio que PP y FAC escenificaron su ruptura pero es que quizá llevan semanas escenificando un acuerdo que nunca tuvo cimientos ciertos. Ayer Cascos sacó en su rueda de prensa un documento con el principio de acuerdo entre ambos partidos para que él se hiciera con la presidencia del Ejecutivo y los populares con la del legislativo, y hasta detalla el reparto de consejerías que habría en ese gobierno. Es este documento. Pero ¿por qué debemos creer que es cierto lo que dice Cascos? Ese documento, la supuesta prueba irrefutable de que Cherines ha traicionado lo que se había hablado no es más que un informe con membrete de su partido, de FAC, no tiene firmas de nadie, no tiene ninguna verosimilitud. Pero es que, además, la hemeroteca desmiente a los interlocutores del pacto de las derechas.

Solo tres días después de las elecciones asturianas, Cascos abjuraba de su discurso del PPSOE y se echaba en brazos de su antiguo partido, lo hace en este vídeo (minuto 12:40 ) en el que explica que está dispuesto a renunciar a la presidencia para lograr ese acuerdo. Vuelve a repetirlo en el primer encuentro (infructuoso) que mantuvo con Cherines, el 29 de marzo, y así lo recogia la prensa. Como suele ser habitual en Cascos, al día siguiente lo niega y asegura que nunca le ofreció al PP la presidencia.

Cuando se anuncia que ambos partidos han llegado a un acuerdo para votar de forma conjunta en la investidura se explicita que no hay pacto sobre quién será el candidato, si es así ¿por qué dice Cascos que sí lo había y que iba a ser él a cambio de entregar la presidencia del parlamento a los populares? La negociación PPFAC se parece mucho a esto:




FAC no deja de cortejar a UPyD, ayer, en el colmo del patetismo, en su página web se ponía como "foto del día" una de su diputado en el Congreso, Enrique Álvarez Sostres, luciendo un pañuelo magenta, a ver si pican en el partido de Rosa Díez.



 Pero si UPyD dice que su apuesta sería la de un gobierno estable ¿pueden apoyar un acuerdo, aunque sea prendido con alfileres y logrado a última hora entre PP y FAC? ¿uno que podría romperse también quizá dentro de quince días, o un año?



No hay comentarios: